EXPOSICIONES
Multitudes y Feria
La multitud es una constante en las ferias. Esa es la idea que mostramos en este espacio.
FECHA Del 03/09/20 al 04/10/20

 

El deseo de mostrar la ciudad bajo su mejor aspecto es una de las preocupaciones de la municipalidad y la multitud con su presencia y con su asistencia a los actos que se programan, es la medida del éxito de cualquier evento y mucho más si hablamos de la fiesta grande de la ciudad.

 

En 1881, en el Semanario de Murcia del 11 de septiembre leemos: “la huerta entera ha surgido en la explanada”, en la explanada del Arenal o de la Glorieta, se entiende. Un espacio que ahora nos resulta estrecho y pequeño para acoger a la multitud que acude a los festejos, pero que durante siglos ha sido el lugar elegido para la Feria de Septiembre. Esa Glorieta, ha visto trasladar a la Virgen de la Fuensanta en cientos de ocasiones y ha visto colocar adornos florales y arquitecturas efímeras para recordar a propios y extraños que la ciudad, en septiembre, celebra su feria desde que en 1266, el rey Alfonso X, concediese ese privilegio a la ciudad de Murcia.

 

La huerta y la ciudad tantas veces viviendo de espaldas la una de la otra, parece que en el tiempo festivo se reconcilia y se une a los visitantes de fuera de nuestro municipio y de nuestra región.

En el libro “Introducción a la feria murciana (ss. XVIII-XIX)” de Guillaume Roux, leemos con respecto a la feria del siglo XIX, que el público se transforma en un mosaico de géneros y estilos diferentes que confirman el carácter social de las ferias. Es un reagrupamiento de la sociedad que se alía en un rito común: la fiesta de la feria.

 

La gran fiesta que es la feria, dinamizada por la multitud, ha sido, y es, una fiesta popular, familiar. En el Semanario de Murcia del 14 de septiembre de 1879 podemos leer en relación a las “obligaciones” ciudadanas en esos días festivos: “Tocale ahora lucir la persona en el paseo durante quince noches: su misión es reír, pasear, hablar, manosear, criticar, amar, soñar, sumar y multiplicar saludos”.

 

Esta “microexposición”, gracias a las imágenes conservadas en el Archivo Municipal, a los fondos de su valiosa hemeroteca, a publicaciones monográficas y a las piezas artísticas que conservamos en el museo, nos recuerda la multitud de murcianos y murcianas que guardaban cola para recoger el obsequio que el Ayuntamiento regalaba por el inicio de la feria, que se han convertido en objetos de coleccionista.

 


©2014, MUSEO DE LA CIUDAD. AYUNTAMIENTO DE MURCIA. NOTA LEGAL · POLÍTICA DE PRIVACIDAD